Historia

CIFAN nació en marzo de 1993 bajo el alero del Obispado de Valdivia. El principal objetivo de la fundación es trabajar por el rescate de niños en riesgo social. Al principio la modalidad de trabajo era literalmente “recoger” niños de la calle.
Esta modalidad marcó los primeros años de la entidad hasta 1996, cuando fue presentado un proyecto al Servicio Nacional de Menores (Sename) para trabajar en las áreas de prevención y rehabilitación, incorporando una colocación familiar, también conocida como “Mi Familia CIFAN”, que se encuentra ubicada a un costado del actual edificio institucional

Los primeros pasos su creación los dio el entonces obispo Alejandro Jiménez, y es bajo el ejercicio de monseñor Ricardo Ezzati cuando se crea la Fundación CIFAN, el 8 de noviembre de 1999, trabajando bajo la figura de una fundación de derecho canónico cuyo directorio es presidido por el obispo.

Asi mismo, la figura de monseñor Ezzati fue clave en el desarrollo futuro de la institución y en el nacimiento de l Programa Orquestal, gracias a su cercanía con el presidente de la Fundación Patricia Nidoli, de la ciudad de Varese de la Región de Lombardía, en Italia. Tras asumir como obispo de Valdivia, Monseñor Ezzati le solicitó ayuda para CIFAN, y gracias al aporte de la Fundación Nidoli se pudo implementar la entidad,, trasladándose a una nueva edificación ubicada en la calle Ramón Tapia (S/N) en la población Yánez Zavala.